¿Teatro para qué?

La Nada Teatro

aNuovo__MCR0518

Hace algunos meses circuló en redes sociales este texto, nos permitimos retomarlo dada la importancia y posibilidad de discusión que genera alrededor del quehacer escénico.

Por Thomas Ostermeier*

Para el director de la Schaubühne de Berlín, no puede haber teatro si no existe inversión pública a largo plazo y un profundo vinculo con la sociedad. En este texto analiza las condiciones “materiales y espirituales” de un teatro renovado. Thomas Ostermeier se preocupa no sólo por la austeridad que afecta al teatro europeo sino también por su tendencia a dejarse llevar por la ideología dominante.
En las pretendidas democracias occidentales, la preservación del interés general obliga a cada Estado a cobrar impuestos cuyo producto será destinado, por diversas instituciones, a fines que ellas consideran justos o indispensables.Pido perdón por la chatura de este preámbulo, pero es importante recordar  hasta qué punto la noción de misión pública está inscrita en el núcleo…

Ver la entrada original 2.116 palabras más

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: